Guerrero

Un altar de la ciudad Tihuatanejo en Guerrero (http://www.zihuatanejo.net/diademuertos/)

En el estado de Guerrero, el pueblo de Iguala crea ofrendas especiales para los que han muerto el año pasado. Los altares que se llaman tumbas y tumbas vivientes. La familia o personas que la familia contrata hacen estas tumbas en la sala principal de la casa. Se convierte la sala en una escena. Con cartón y papel crepé, se hace un fondo de un cielo estrellado y montañas con plantas o serrín verdes. En primer plano, un santo o cruz de madera domina el centro. Se puede añadir también una imagen de cartón de Jesús Cristo, una Dolorosa o un ángel. Estas imágenes están sobre un ataúd decorado con una foto, los datos de nacimiento y fallecido y unas palabras escritas en la memoria del difunto. Además, se colocan ofrendas benditas de la Iglesia, una copa de vino, un plato de sal, una galleta de harina de arroz y agua cerca de o sobre el ataúd. Estas cosas proveen alimento espiritual para el muerto. No se entiende la ofrenda de sal pero se cree que es para purificar. A menuda, las familias usan sus edredones mejores para hacer una cama para que el difunto pueda descansar.

Las tumbas vivientes añaden a la ofrenda especial por contratar personas que muestran una escena de la vida de Cristo como la Última Cena o el Bautismo de Jesús. Las tumbas vivientes están abiertas al público desde 11 hasta 1 de mañana. Las familias comparten ofrendas de vino, galletas y pan con los visitantes.

Advertisements
This entry was posted in Variaciones regionales. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s